El medio ambiente está en alerta roja. Alternativas como Ooho, la botella de agua comestible, aparecen como respuesta a esta alerta. Para nadie es un secreto que las botellas de plástico son una de las mayores amenazas para el medio ambiente, ya que pueden tardar entre 100 y 700 años para descomponerse, dependiendo de su grosor.

Un estudio realizado con la fundación Ellen MacArthur (quienes buscan inspirar a las nuevas generaciones para que rediseñen y construyan una economía circular para un mejor futuro) y el apoyo de la consultora McKinsey, anunció que para el 2050, en nuestros mares habrá más plástico que animales. Este dato es sólo una muestra de lo perjudiciales que son las botellas de plástico.

La idea de las botellas comestibles fue desarrollada en Londres en un laboratorio llamado Skipping Rocks Lab. Las Ooho son membranas en forma de esferas 100% comestibles que pueden transportar cualquier tipo de líquido, inclusive bebidas alcohólicas.

Una de las ventajas de la membrana es que, si decides no comerla sino reventarla y extraer el líquido, sólo tarda de 3 a 6 semanas en descomponerse. Esto convierte a Ooho en una alternativa realmente amigable con el medio ambiente.

Recicla tus botellas plásticas y construye tu propio aire acondicionado casero. Aprende a hacerlo aquí.

Lo mejor de esto es que puedes fabricar tus propias botellas comestibles en casa, con ingredientes que consigues fácilmente en una farmacia: Alignato de Sodio (100 grs 8.000 COP aprox) y Lactato de Calcio (100 grs 15.000 COP aprox) y en In The Loop te enseñamos cómo:

  1. Poner un gramo de alignato de sodio en una taza de agua potable (esta es la que vas a tomar).
  2. Con una batidora, mezclar hasta conseguir un resultado homogéneo y dejar reposar por 15 minutos.
  3. En otro recipiente con 4 tazas de agua, agregar 5 gramos de lactato de calcio y revolver.
  4. Agregar la primera mezcla en cucharadas a la segunda. Verás cómo las esferas se van formando al entrar en contacto con el lactato de calcio.
  5. Batir con mucho cuidado durante 3 minutos, en este tiempo la membrana se forma.
  6. Por último, retirar del recipiente y colocar en agua para estabilizar la reacción.

¿Ayudarías al medio ambiente reemplazando las botellas de agua con estas cápsulas? ¿Qué te parecen? ¿Las harías en casa? Si eres de los más atrevidos puedes probar con diferentes recetas y hasta algún cóctel. Si conoces otra alternativa para cuidar el medio ambiente, por favor, ¡compártela con nosotros!

Written by In The Loop